Vendaje Neuromuscular

Vendaje Neuromuscular

EL VENDAJE NEUROMUSCULAR

 En muchas ocasiones los pacientes habréis visto a algún conocido o deportista portando unas bandas adhesivas al cuerpo de diferentes colores, y os habréis preguntado de qué se trata ese vendaje. En este breve artículo queremos dar a conocerlo a los que aún no lo hayáis visto o viéndolo no sepáis de qué se trata.

Hablamos del vendaje neuromuscular o kinesiotaping o taping neuromuscular. Se trata de una técnica de vendaje proveniente de Japón a principios del siglo XXI, cuyo objetivo es el de asistir la movilidad correcta y funcional de una estructura corporal, tanto muscular, articular, ligamentaria, fascial, vascular o neural. Se aplica como parte ó complemento de un tratamiento de fisioterapia. Dependiendo del problema con el que acuda el paciente a la consulta se decide si colocarlo o no, y que estructura está afectada, pudiendo mejorarla con dicho vendaje. La aplicación, su estudio y difusión debe ser realizada exclusivamente por personal sanitario, y más concretamente por fisioterapeutas. Es necesario poseer conocimientos sobre anatomía, patología, fisiología y manejo concreto del vendaje para saber en qué situaciones está indicado, contraindicado y la dirección y manera de aplicarlo.

vendaje neuromuscular

 

EFECTO FISIOLÓGICO Y MANERA DE ACTUAR

El principal efecto fisiológico del vendaje es conseguir el aumento de espacio en el tejido subcutáneo y fascial, lo que libera la presión sobre receptores dolorosos y el descenso de su consiguiente liberación química de transmisores nociceptivos o dolorosos, así como el aumento del espacio circulante para vasos sanguíneos y paquetes nervisos superficiales y de cierta profundidad. Con ello se mejora la vascularización de la zona, el aporte de información nerviosa y se relaja la tensión fascial que afecta a la musculatura.

Este tipo de vendaje se basa en principios diferentes al vendaje funcional clásico que estamos habituados a ver, el cual se aplica con vendaje adhesivo no elástico (tape) o vendaje adhesivo elástico (tensoplast). El vendaje funcional limita un rango de movimiento que resulta doloroso tras un proceso traumático por ejemplo, y está principalmente indicado para patologías articulares y ligamentarias. Sin embargo el vendaje neuromuscular ,como hemos indicado, asiste un movimiento sin limitarlo y puede utilizarse en diferentes estructuras corporales y patologías.

 

APLICACIONES

Aplicación muscular: en el caso de que el fisioterapeuta determine que existe un músculo débil o con hipertonía, se aplica dicho vendaje de origen a inserción o viceversa para normalizar la situación muscular.

Aplicación neural: para mejorar la conducción nerviosa en patologías como dolores braquiales, ciáticas, parestesias y síntomas consiguientes a patologías discales se aplica el vendaje a lo largo del recorrido nervioso con el fin de mejorar la trasmisión de información y la disminución de dolor de origen neural.

vendaje neuromuscular nervio radial

Aplicación ligamentaria: en lesiones ligamentarias tales como esguinces se colocará el vendaje con cierta tensión sobre el ligamento correspondiente para mejorar su vascularización, reducir la inflamación y aliviar el dolor.

Aplicación vascular: con el fin de mejorar el aporte de sangre arterial y el drenaje de sangre venosa, reducir la inflamación tras un traumatismo, mejorar la circulación linfática en linfedemas y aportar más oxigenación en patologías ligamentarias o musculares, se aplica el vendaje neuromuscular en la dirección adecuada que permita “recoger” o drenar dicho acúmulo de líquido hacia estructuras vasculares más proximales.

vendaje neuromuscular tobillo

Aplicación articular: para inducir y ayudar a un rango concreto del movimiento de una articulación que está limitado o que resulta doloroso, se aplica el vendaje con cierta tensión para mejorar dicha situación. Puede incluso situarse un vendaje muy localizado para aumentar el espacio subcutáneo  y disminuir la presión sobre una articulación que está sufriendo.

Aplicación en cicatrices: se aplicarán tiras de vendaje en cruz o estrella sin tensión, lo que permite aumentar el espacio subyacente y reducir presión dando elasticidad al proceso fibrótico que acompaña a la cicatriz.

Aplicación visceral: en dolores referidos viscerales, tales como los menstruales existen aplicaciones específicas que mejoran la vascularización de la región abdominal hipogástrica y en consecuencia facilitan el proceso de intercambio de tejidos durante dicho ciclo, con la consiguiente mejora de los posibles dolores referidos de éste.

El color del vendaje que pude usarse depende de algunos factores. En su origen oriental se basa en la cromoterapia, siendo algunos colores más aptos para determinadas patologías en función de su origen. Por ejemplo nunca se usará un color cálido como es el rojo o rosa en procesos inflamatorios, ya que incrementaría dicha inflamación. En tejidos o grupos musculares grandes y potentes se suelen usar colores intensos, tales como el negro, ya que aportan más rigidez y consistencia al vendaje. Muchos compañeros trabajan con diversos colores en función de la marca y la pretensión con la que dicho vendaje viene fabricado, acostumbrándonos a dicho modelo en concreto, la cual difiere levemente entre unos fabricantes y otros. En nuestro centro solemos basarnos en test de kinesiología, en los cuales realizamos una prueba muscular contra resistencia mientras el paciente sostiene rollos de vendaje de diferentes colores, siendo el vendaje elejido para su caso el color con el cual el test muscular muestre que el músculo presenta más fuerza. En casos en los que el paciente prefiere que el vendaje no sea muy notable se optan por colores más discretos.

El vendaje resiste la humedad el roce y el movimiento, con lo que el paciente puede realizar un día a día con normalidad, únicamente preocupándose de retirarlo pasados 4 ó 5 días, tiempo en el cual pierde gran parte de su efectividad. Para retirarlo el fisioterapeuta indicará en la sesión la manera correcta de realizarlo.

El vendaje neuromuscular se trata por tanto de una ayuda al fisioterapeuta durante su práctica clínica. Es efectivo siempre que su colocación sea correcta y se conozca el por qué de su uso.

 

Deja un comentario

Nombre*

Email* (Nunca sera publicado)

Website

El objetivo de esta web es poder prestar toda la información posible acerca de la Fisioterapia y la Osteopatía

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Llámanos ahora